- Michel et Augustin: ¡sabor y comunicación!

JPEG - 8.9 KB

Augustin Paluel-Marmont y Michel Rovira son dos jóvenes treintañeros que se conocieron en el instituto y que crearon en 2005 una marca con su efigie que ha convulsionado los códigos de la industria agroalimentaria.

«No tienes ninguna posibilidad ante los grandes de la industria agroalimentaria». Esta es una frase que han oído varias veces los dos fundadores de Michel y Augustin. Algo que no les impidió lanzarse al reto y alcanzar el éxito, ya que seis años después se encuentran detrás de una exitosa marca que ha alcanzado una cifra de negocios de 10 millones de euros y que da trabajo a 27 trabajadores.

¿La receta del éxito? En primer lugar, unos productos de calidad, deliciosos y sanos que se elaboran en Francia a base de ingredientes naturales. Pero también ha tenido mucho que ver una estrategia de comunicación muy en consonancia con las expectativas de los jóvenes activos.

Los dos fundadores no dudaron en aparecer en varios vídeos de tono aparentemente ingenuo que difundieron a través de YouTube y de Facebook (donde cuentan con unos 25 000 seguidores) para promover sus productos, en los que llegaban a imitar a Michael Jackson y a parodiar a Georges Clooney. Un tono presente hasta en los envases de sus productos, que interpelan al consumidor con frases humorísticas: «¡lo que pone delante = lo que hay dentro!», o también «míreme a los ojos»… En resumen, se trata de toda una estrategia de comunicación bien hilada que ha llevado a Michel y a Augustin a autoproclamarse: «los alborotadores del sabor».

Los dos amigos volvieron a encontrarse en 2003 después de que Michel hiciera carrera en un banco de inversión neoyorquino y del paso de Augustin por las nuevas tecnologías (aunque en realidad nunca llegaron a perder el contacto), y escribieron la Guía de las panaderías de París. Paralelamente a la redacción de este libro, Augustin se formó en panadería y así fue poco a poco tomando forma el proyecto de fabricar sus propios productos. Tras numerosos intentos en la cocina de Augustin, los dos amigos probaron su primer sablé en la tienda de ultramarinos de la esquina. ¡La aventura acababa de comenzar y el éxito ya les estaba esperando!

Entre les Petits cookies from France (galletitas de Francia), la Vache à boire (vaca para beber), los Petits sablés ronds et bons (galletitas redondas y sabrosas) y los Petits carrés pas tout à fait carrés (galletitas cuadradas no del todo cuadradas), Michel et Augustin cuenta hoy con 50 referencias en cinco tipos de productos (pasteles dulces, yogures líquidos, macedonias, galletas de aperitivo, yogures en tarrina y pastelería fresca).

Comercializadas en unos 6000 puntos de venta por toda Francia, los productos Michel et Augustin se encuentran también presentes en más de 400 puntos de venta de otros países. En Bélgica, Suiza y Luxemburgo, pero también en Japón, Rusia y Estados Unidos, los productos se venden en su embalaje original, totalmente escritos en francés. Un toque francés que atrae especialmente a los consumidores japoneses y que ha seducido a Deluca, el mayor distribuidor estadounidense.

Virginie Oks

- Sitio web: www.micheletaugustin.com
- Blog: www.labananeraie.typepad.com

publié le 29/03/2011

haut de la page