Atentado en Isère : Declaración oficial del Primer Ministro M. Valls

Desde la Residencia de Francia en Bogotá, El Primer Ministro, Manuel Valls, dio una declaración después del atentado de Saint-Quentin-Fallavier, el 26 de junio.

El terrorismo islamista ha golpeado nuevamente a Francia, esta mañana, en una empresa de Saint-Quentin-Fallavier.
Este abyecto ataque, con la exposición de una cabeza decapitada, la explosión generada por el choque de un vehículo contra garrafas de gas, con la voluntad de hacer mal, de matar, demuestra que la amenaza yihadista permanece siempre extremadamente elevada. Ella (la amenaza) pesa enormemente sobre nuestro país. No cesamos de repetirlo con el Presidente de la República y el Ministro del Interior. Frente a este gran desafío, no debemos bajar la guardia en ningún momento.

Desde hace dos años, tomamos, aún más después de los atentados de enero, todas las medidas que apuntan a reforzar los servicios de Policía, de Gendarmería y nuestros servicios de Inteligencia. El Parlamento viene, otra vez, de votar una ley de inteligencia que apunta también a dar todos los recursos para luchar contra la amenaza y para luchar contra el terrorismo.

Francia es una nación fuerte y solidaria y no cederá jamás ante el miedo". "No puede haber la menor debilidad. Estamos comprometidos en una lucha, y una lucha de largo aliento, contra el terrorismo, en nuestro suelo y en el exterior"
Decidí volver inmediatamente después (del Consejo Restringido) a París, debido a que mi lugar está evidentemente al lado del Presidente de la República y del ministro del Interior ante la amenaza que conocemos. »

publié le 26/06/2015

haut de la page